Assemblies of God SearchSite GuideStoreContact Us
Evangelización, Adoración, Discipulado y Compasión

Las Noticias 

   Titulares adicionales

Buscar noticias AD
















Cuando las personas son bautizadas en el Espíritu Santo, la evidencia física inicial del bautismo es hablar en lenguas (palabras pronunciadas en otro idioma que la persona no conoce). ¡Pero muchas personas no se han detenido a pensar que muchas veces ese «idioma desconocido» es el inglés!

Los misioneros de las Asambleas de Dios en el área de América Latina y el Caribe, Don y Terry Triplett se enfocan en alcanzar a los niños mediante los ministerios de Castillo del rey.

Recientemente Don Tripplet compartió una historia acerca de «Ana» una jovencita salvadoreña que solo habla español. Ella estaba orando en la fortaleza de oración del ministerio y comenzó a hablar en lenguas.

«Las personas comenzaron a ir a escucharla hablar en lenguas en un inglés perfecto cuando fue bautizada por el Espíritu Santo», dice triplett. «otros trece niños recibieron el bautismo en el Espíritu Santo esa noche en la fortaleza de oración».

Triplett dice que no es la primera vez que ha escuchado a niños de habla hispana hablando lenguas en inglés.

«Hace un par de años en el campamento… dos niñas vinieron desde la fortaleza de oración» recuerda Triplett. «una de las niñas vino hacia mí y me dijo, ‘hi brother Don. How are you?’ (Hola hermano Don, ¿Cómo está?).

La jovencita continuó conversando con triplett en un inglés perfecto, cuando de repente la otra niña comenzó a reír.

Triplett recuerda que la amiga «me dijo en español, ‘ella no habla nada de inglés, pero se ha pasado la tarde hablando en ese idioma, y no puede detenerse’».

Con frecuencia escuchan a otras personas hablar en lenguas en otros idiomas, incluidos, portugués, francés, inglés, chino, y salvo el inglés se requiere de alguien con el don de interpretación para traducirlos.

Triplett dice que la mayor prioridad de su agenda dondequiera que va es alentar a los obreros que trabajan con los niños a alcanzarlos y a cambiar el futuro de las Asambleas de Dios.

«Si cada una de las personas que trabaja con los niños en las AD se asegura de que cada niño bajo su cuidado tenga la oportunidad de recibir el bautismo en el Espíritu Santo podemos tener una generación de pentecostales en nuestra confraternidad», dice Triplett.

El pasado febrero, líderes de ministerios de niños de diecisiete países se reunieron con los Triplett para experimentar el pentecostés. Los alentamos a enseñar sobre el bautismo en el Espíritu Santo y a ministrar al respecto a cada niño y joven en las iglesias de las AD en América Latina.

La hija de los Triplett, Michelle Wellborn, quien es misionera en Argentina, y vino a El Salvador para ayudar a enseñar a los maestros de niños cómo deben guiar a los niños al bautismo en el Espíritu Santo.

Noventa y ocho niños de las zonas aledañas vinieron al campamento. Welborn explicó a los niños el bautismo en el Espíritu Santo durante un total de cinco horas.

«Fue una tarde complicada porque los niños no eran cristianos y sus familias no visitaban la iglesia», dice Triplett. «Algunos habían venido solo para montar en el autobús y tener alimentos gratis».

Luego en la noche Wellborn les dio un reto muy sencillo, invitó a los niños a permitir que el Espíritu Santo los bautizara. Sesenta y seis de los niños fueron bautizados en el Espíritu Santo esa noche. Las historias de lo ocurrido comenzaron a circular al día siguiente cuando los niños regresaron a casa y comenzaron a testificar del poder del Espíritu a sus padres.

Los obreros asistentes a la conferencia también regresaron a sus casas inspirados para dar la oportunidad a los niños de ser bautizados en el Espíritu Santo.

«Muchas iglesias no les presentan el Espíritu santo a los niños, pero ese no es el plan de Dios», dice Mary Boyd coordinadora de BGMC. «El Espíritu Santo es para todos los cristianos, sin importar la edad».            



Lea este artículo en inglés/Read this article in English


Search AG.org-top-Spanish - NEWS Feed Archives

Recursos

Turismo Aventura:
Buen enojo, mal enojo

Artículo # 33TW2000


 

Las Noticias

Regresar al índice de las noticias

Diversión, discipulado y abundante adoración en 2016 Camporama

Wed, 21 Dec 2016 - 4:18 PM CST
















Cada cuatro años, miles de niños y sus líderes de todo el país hacen el viaje a un lugar remoto en el suroeste de Missouri para experimentar el Camporama de Royal Rangers. Puede que no tenga todas las comodidades de un hogar, pero Camporama tiene un nivel de diversión, camaradería, entusiasmo, e impacto espiritual al que pocos otros eventos pueden aspirar a igualar.

Este año, más de 3.000 niños y sus líderes se reunieron para el Camporama, llamado «El mejor evento para los chicos», en Eagle Rock, Missouri. Con zonas boscosas para la aventura y vastos campos abiertos para instalar cientos de tiendas de campaña, el Camporama cuatrienal fue inaugurado con una película el domingo por la noche en el anfiteatro al aire libre el 17 de julio y terminó el viernes, 22 de julio.

«Lo que tiene de especial Camporama es que es un evento de ‘comunidad’», dice John Hicks, el coordinador de programas nacionales de Royal Rangers. «A los Rangers les gusta reunirse, lo hacen en el distrito y, a través de Camporama, a nivel nacional. Camporama da a los Rangers esa oportunidad única para interactuar con otros Royal Rangers y líderes de todo el país, e incluso de otras partes del mundo», dice Hicks que 50 Rangers internacionales asistieron al evento de este año.

Por supuesto, julio y las temperaturas cálidas van mano a mano en Missouri. Este año no fue la excepción.

«Hacía calor», dice Hicks riendo un poco, «el índice de calor era igual o superior a 100 grados farenheits cada día. Sin embargo, hemos utilizado las estaciones de rociado, piscinas y juegos con agua para ayudar a mantener a los campistas frescos y proporcionamos tranvías para ayudar a reducir las distancias a pie. Pero lo que era realmente agradable era que las temperaturas descendían significativamente durante la noche, lo que hizo que dormir fuera cómodo».

Los Rangers comenzaban cada mañana con devociones regionales y luego tenían una amplia variedad de actividades y eventos para participar durante el día. Algunas de las actividades incluidas tirolesas, tiro al blanco con arcilla, inflables, fútbol soccer, ??fútbol americano, tiro con arco, tiro al blanco con pistolas de aire, campos de obstáculos con cuerdas, repeler y escalar torres, natación, tiro con perdigones de pintura [paint ball] y láser, y algo nuevo este año, tiro con arco.

«El tiro con arco es similar a los perdigones con pintura en el que usas equipo de protección», explica Hicks, «pero se usan arcos y flechas personalizadas con grandes cojines en ellos».

Una de las características especiales de este Camporama fue la celebración del 50 aniversario del inicio de Frontiersmen Camping Fellowship (FCF). Esta rama de Royal rangers comenzó en 1966 y se inició originalmente para dar honor y la oportunidad especial para hombres y muchachos mayores que deseaban distinguirse de los avances, entrenamientos, y acampadas.

«FCF es una parte integral de los Royal rangers, y ha jugado un papel importante en el éxito de este ministerio», dice Karl S. Fleig, director nacional de los Royal rangers. «Nuestros miembros de FCF sirven para inspirar hermandad entre nuestros miembros, promover el continuo desarrollo personal, así como proporcionan un servicio valioso para el ministerio Rangers y otros».

«Lo mejor de Camporamas es lo que Dios hace en la vida de los hombres y los muchachos», dice Jim Allen, director del campamento, que atribuye a la retroalimentación del evento de 2012 muchas de las mejoras en el evento de este año. «¡Es toda una semana de discipulado a medida que los hombres trabajan lado a lado con los muchachos!»

Pero incluso con toda la diversión que hay durante el día, no se puede comparar a lo que Dios estaba haciendo a través de los cultos de la noche.

«Paul Walters, presidente de la Frontiersmen Camping Fellowship, habló la noche del lunes y Karl Fleig, director nacional de Royal rangers, habló el resto de las noches», dice Hicks. «Fue poderso. Cientos de niños pasaron al frente cada noche a dedicar o re-dedicar su vida a Cristo o para buscar el bautismo en el Espíritu Santo. Y la noche del miércoles, la presencia del Espíritu era tan poderosa, que Karl nunca presentó su mensaje, fruimos directo a un tiempo prolongado de oración y adoración en el altar».

Fleig dice que la oración fue la razón de la presencia poderosa de Dios ya que muchas iglesias, outposts, y los líderes han estado orando por el evento.

«Yo sabía que Dios estaba haciendo algo cuando los hombres y los muchachos me decían que sintieron que algo, al pasar las puertas de entrada al inscribirse», dice Fleig. «Cada noche había mucha anticipación y apertura ya que Dios nos desafió a todos a no sólo ir a través de los movimientos del cristianismo, pero realmente vivir la aventura que ha planeado para nosotros. Todo el trabajo y el esfuerzo de este evento valió la pena, al ver a hombres, y muchachos, y outposts enteros buscando a Dios horas después del llamado al altar».

El Tesorero General de las AD Doug Clay quedó impresionado con su estancia en Camporama. «Fue emocionante para mí ver el asesoramiento de los muchachos en acción», dice. «Cientos de hombres de todas partes de la nación que proporcionan oportunidades para miles de niños para que experimenten un cambio de vida. Sin duda, el futuro de muchos de estos jóvenes estará ahora en una trayectoria diferente».

Tras su conclusión, el Camporama 2016 ha recibido numerosos elogios de los que asistieron.

«Muchos han enviado correo electrónicos, han escrito, y llamado para informarnos que sentían que el Camporama de este año era el mejor de todos», dice Fleig. «Cada parte de Camporama se ejecutó casi a la perfección por los cientos de voluntarios y trabajadores. Los niños y hombres verdaderamente experimentaron el mejor evento para muchachos y fueron a casa inspirados por el Espíritu Santo para vivir la aventura que Dios ha diseñado para ellos!»



Lea este artículo en inglés/Read this article in English

Authors: Dan Van Veen